EL PAPA FRANCISCO HA VUELTO A LLAMAR POR TELÉFONO DE LAS CARMELITAS DESCALZAS DE LUCENA

Papa Francisco 98El Papa Francisco ha vuelto a llamar por teléfono al convento de San José de Lucena, para transmitir a las hermanas su apoyo y cariño, así como a todo el pueblo de Lucena.
Se da la circunstancia que algunas monjas argentinas que el Santo Padre conoció en su país, viven en este convento.
La priora del convento, Sor Adriana de Jesús Crucificado, ha dicho que el Papa siempre las sorprende, ya que no es la primera vez que llama para interesarse por todas.
Cuando no cogen el teléfono, que ya ha ocurrido en varias ocasiones, Francisco deja un mensaje grabado, en el que decía: “¿ Que estarán haciendo estas monjas que no me pueden atender? Soy el Papa Francisco y las quería saludar por el fin de año. Voy a ver si puedo llamar más tarde. ¡Que Dios las bendiga!”
En estas llamadas el Santo Padre demuestra la amistad que tiene con algunas monjas, a las que conoció hace muchos años, en Buenos Aires.
La conversación mantenida por Francisco, este sábado pasado, además de interesarse por su salud, ha girado en torno al excesivo amor al dinero que tiene la sociedad actual, en cuyo transcurso el Papa ha dicho: “CUIDADO, EL DEMONIO ENTRA POR EL BOLSILLO”
Dios lo guarde muchos años. Así sea.