FRANCISCO Y LAS BIENAVENTURANZAS

FRANCISCO Y LAS BIENAVENTURANZAS

En la festividad de Todos los Santos, el Papa ha celebrado la Santa Misa en la entrada del principal cementerio de Roma, como es habitual.
En la homilía ha hecho una reflexión sobre las bienaventuranzas, calificándolas de “camino que conduce al Cielo”
Comentó que “es un camino difícil de comprender, porque va contracorriente, peroel Señor nos dice que el que va por este camino, es feliz”
El Santo Padre se preguntó como pueden ser felices los  pobres de espíritu. La razón es que teniendo el corazón libre de cosas mundanas, están esperando el Reino de los Cielos.
“¿Como pueden ser felices los que lloran? continuó Francisco. “Porque la tierna mano de Dios les consolará y los acariciará”
“Bienaventurados los mansos. Tenemos hacia los demás muchas reclamaciones, pero cuando nos toca a nosotros, reaccionamos alzando la voz. El camino del Señor es la mansedumbre y la paciencia”
“Bienaventurados los que tienen hambre y sed de justicia, porque ellos serán saciados. Serán saciados con la justicia mas grande, la que solo Dios puede dar”
Por último, el Papa invitó a todos, a pedir” a Dios la gracia de ser humildes, de saber llorar, de ser mansos, de trabajar por la justicia y la paz y la gracia de ser perdonados por Dios”