EN LA JORNADA MUNDIAL DEL INMIGRANTE Y DEL REFUGIADO, FRANCISCO LES DEDICA UNAS PALABRAS DE ALIENTO DESPUÉS DEL ÁNGELUS

Papa Francisco 91
Después del Ángelus que, como cada domingo, el Santo Padre reza con las personas congregadas en la Plaza de San Pedro, en la Jornada Mundial del inmigrante y el refugiado, les ha dedicado unas palabras de aliento.
“Queridos inmigrantes y refugiados: cada uno de vosotros lleva consigo una historia, una cultura y a menudo, lamentablemente, también experiencias de miseria, de opresión y de miedo” ha empezado el Papa.
“Vuestra presencia aquí es signo de esperanza en Dios. No dejéis que os roben esa esperanza y la alegría de vivir, dando gracias a la divina misericordia y a las personas que os acogen y ayudan”
“Que el paso por la Puerta Santa os llene el corazón de paz”
“Saludo también con afecto a los peregrinos venidos de toda Italia y de otros países”
“Y ahora os invito a todos a dirigir a Dios una oración por las víctimas de los atentados de los últimos días en Indonesia y Burkina Faso. El Señor los acoja en su casa y mantenga el compromiso de la comunidad internacional para construir la paz”
Y ha terminado: “Os deseo un feliz domingo. Y, por favor, no os olvidéis rezar por mi.¡Buen almuerzo y hasta pronto!