EL TRABAJO NO PUEDE SER PARA GANANCIAS DE UNOS POCOS, SACRIFICANDO VALORES Y PRINCIPIOS

Papa Francisco 15
En la Plaza de San Pedro, el Papa ha recibido hoy a miles de miembros del Instituto Nacional para la Seguridad Social italiano, organismo que vela por el derecho a asistencia sanitaria en Italia.
En este encuentro, Francisco ha recordado que “el trabajo no puede ser el engranaje del mecanismo perverso, para obtener más y más ganancias de unos pocos, sacrificando valores, relaciones y principios”
Y ha añadido que el sujeto y fin de todas las instituciones sociales, debe ser la persona humana.
Les ha pedido no olvidar a las personas y amarlas y servirlas con conciencia y responsabilidad.
“Cuiden del derecho al descanso, al que todo trabajador tiene derecho, desde el descanso semanal a las fiestas, un tiempo que permita cuidar la vida familiar, cultural, social y religiosa”
El Santo Padre les ha dicho que ellos están llamados a hacer frente a desafíos muy complejos, ya que su “tarea es contribuir a que no falten las subvenciones indispensables para los trabajadores y sus familias”
Por último Francisco les ha pedido “ayudar a los más débiles para que no les falte la dignidad y la libertad de vivir una vida auténticamente humana”