DOMINGO DE RAMOS: JESÚS ENTRA EN JERUSALÉN, ACLAMADO POR LA MULTITUD

Papa Francisco 153

El Domingo de Ramos abre la Semana Santa con la entrada de Jesús en Jerusalén.
Jerusalén estaba llena de peregrinos para celebrar la pascua judía. Jesús montaba un burro que le habían prestado y la multitud le aclamaba:¡ Hosanna! ¡Bendito el que viene en nombre del Señor!
Algunos cortaban ramas de los arboles para tenderlas a sus pies. La gente se preguntaba quién era y los que le conocían contestaban: “Es Jesús, el profeta de Nazaret, de Galilea”
Los discípulos llenos de alegría, decían en voz muy alta: ¡Bendito sea el Rey que viene en nombre de Dios! ¡Gloria en las alturas!
Algunos fariseos que se encontraban allí, le dijeron: Maestro, reprende a tus discípulos. Pero Él contestó: “Les aseguro que si ellos callan, gritaran las piedras”
Hoy celebramos la entrada de Jesús en Jerusalén. que es la llegada del Reino de Dios. Pero no entra a la ciudad con violencia, sino con humildad, subido en un burro y aclamado por los humildes de corazón.
Jesús se prepara con esta entrada para cumplir las escrituras y en obediencia a la voluntad del Padre, es manso y humilde, tal como San Mateo nos lo describe.
Preparémonos como Él para celebrar esta Semana Santa de Misericordia.